Magdalenas de naranja y azahar

Que me gusta preparar magdalenas solo hay que verlo viendo el índice de recetas del blog, y más que hago y no traigo por no repetirme… Así que cuando vi estas magdalenas de naranja no me pude resistir a probarlas.

Magdalenas naranja y azahar

¿Que por qué os cuento todo esto? Pues porque una compi puso estas magadelanas y yo las vi y me quede con la boca abierta de bonicas que son y cuando vi que eran de naranja dije esto hay que probarlo; buenísimas, ese saborcito a naranja me encanta y le añadí algunas cosillas a la receta como agua de azahar que ya sublima del todo los toques dulces y ácidos de la naranja y con la ralladura incorporada los aromas son deliciosos. Consejito: probadlas con mermelada de naranja, buf! si no tenéis receta, pasaros por aquí y encontraréis una riquísima.

Magdalenas Naranja y Azahar

La receta es de Cupcakes a diario, yo le cambié un par de cositas, le añadí agua de azahar que ya sublima del todo los toques dulces y ácidos de la naranja y con la ralladura incorporada los aromas son deliciosos. Consejito: probadlas con mermelada de naranja, buf! si no tenéis receta, pasaros por aquí y encontraréis una riquísima..

Pues vamos a ello, ya veréis que son muy fáciles y rápidas de preparar, es un bizcocho suave, esponjoso y con cuerpo, un desayuno bueno acompañado del cafelito, té y un buen zumo de naranja natural, claro está!

MAGDALENAS DE NARANJA Y AZAHAR

Ingredientes

120gr de azúcar

120 gr de aceite de girasol

160 gr de harina

60 ml de zumo de naranja recién exprimido

2 huevos L

ralladura de naranja

1 cucharadita de levadura

1/2 cucharadita de jengibre molido

1/2 cucharadita de agua de azahar

1 una pizca de nuez moscada recién molidapizca de sal
Preparación
En primer lugar tamizamos todos los elementos secos de la receta: harina, levadura, jengibre, sal, nuez moscada.
En un bol a mano o con batidora eléctrica, batimos los huevos bien y añadimos el azúcar. Seguir batiendo para que espumen. A continuación, agregamos los elementos líquidos, el zumo de naranja y el agua de azahar y mezclamos bien; en este momento, poco a poco, añadir el aceite sin dejar de batir a velocidad media, hasta que incorpore bien en la masa.
Poco a poco, incorporamos la mezcla de ingredientes secos, dejando que se vaya incorporando a velocidad baja cada cucharada que añadamos. Cuando esté todo bien mezclado, agregar la ralladura de naranja y mezclar bien. Tenemos que reservar esta masa en frío durante al menos una hora, bien tapada con film transparente.
Al cabo de este tiempo, precalentar el horno a 200ºC, repartir la mezcla en los moldes/cápsulas, espolvorear con azúcar (opcional) y hornear durante 15-18 minutos.
Magdalenas Naranja Azahar
Otra receta en la lista de favoritos por su aroma, su sabor y la esponjosidad del bizcocho. Espero que os haya gustado, yo me voy a tramar la próxima receta!! Gracias!!
Montse
Anuncios

Magdalenas veganas de calabaza y cacao

Decir que están magdalenas son jugosas, sabrosas, que se deshacen en la boca sería mentir… porque son muchísimo más que todo eso: ¡¡¡espectaculares!!!

Magdalenas veganas calabaza

Otro plus es que son veganas, bueno, es un plus para mí, que aunque no soy vegana ni vegetariana ni creo que nunca tenga la fortaleza ni suficiente convicción para convertirme, me llama mucho la atención este tipo de alimentación  e intento investigar y aprender y preparar en casa bizcochitos, magdalenas… veganos; sobre todo el tema de poder hornear sin huevos me parece de lo más interesante, cuantas más opciones para alimentarnos tengamos mejor, así que desde hace 15 días he probado dos recetas de magdalenas veganas, usando en las dos calabaza, fruto que he descubierto este año (para mis recetas quiero decir) porque jamás lo había usado y este año me estoy poniendo las botas, si queréis podéis visitar el bizcocho de calabaza, la tarta de calabaza… recetas, que junto a esta que os presento hoy, ya están en el cuadro de honor de mi recetario… ¡¡Deliciosa calabaza!!

Veganas_calabaza

En fin, que no me lio más y aquí os pongo ya la receta de las magdalenas, ya veréis que no se puede hacer una receta más sencilla en cuanto a preparación.

MAGDALENAS VEGANAS DE CALABAZA Y CACAO

Ingredientes

150 gr de harina

150 gr de azúcar moreno

150 gr de calabaza (ya horneada)

30 gr de almendra molida

20 gr de cacao puro

150 aceite de girasol (quizás podéis probar entre 130-140gr)

160 gr de manzana picadita a trocitos pequeños

1 cucharadita de levadura

1 cucharadita de bicarbonato

ralladura de piel de naranja

1 y 1/2 cucharadita de canela

1 y 1/2 cucharadita de jengibre (yo le puse dos pero porque me pirra el jengibre, si no os gusta tanto rebajar a una y listo)

Preparación

Precalentamos el horno a 170ºC, preparamos nuestros moldes para magdalenas y pasamos a la preparación de la masa.

Como os digo, la preparación lo más complicado del mundo: cogéis un bol y ponéis en él todos los ingredientes, mezcláis y listo. Creo que está al alcance de cualquiera, ¿no?

Verter la masa en las cápsulas de las magdalenas y al horno durante 25-30 minutos. Pinchar con un palillo para asegurarnos que están bien cocinandas. Sacamos del horno y dejamos reposar unos minutos en el molde, depués enfriar en rejilla.

Y así de fácil es tener unas magdalenas maravillosas para el desayuno (o cualquier momento del día). Son tan jugosas, cremosas, tiernas…. me he quedado un poco alucinada con el resultado, tanto que ya me he comido una y media (que no me oiga la dietista, jeje).

magdalenas calabaza veganas

Os aconsejo fervientemente que las probéis, no os arrepentiréis y si las preparáis, contadme, eh???

Hasta la próxima devoradores, muchas gracias por la visita!!!

Bizcocho de calabaza y… ¡¡¡cumpleaños feliz!!!

Pues ya ha pasado un año… Rapidito pasa el tiempo, sobre todo cuando echas la vista atrás. Un año desde la primera entrada, y unos 3 desde que en algún momento me pasó por la cabeza crear un blog, sólo tardé dos años en decidirme, porque en verdad hay que plantearse si presentas cosas nuevas, cómo orientarlo… un montón de cosas que muchos de los me leéis ya sabéis, y a este punto pienso: no, no es que sea yo la innovación bloguera personificada, pero seguro que a alguien le han venido bien las recetas, (eso espero!) y en estos momentos estoy pensando en los cambios que quiero para el blog y cómo quedará después de hacerlos, pero si para crearlo tardé un par de añitos para los cambios ya veremos… aunque me gustaría haber empezado con ellos antes de que acabe el año, piano piano si arriva lontano, ¿no?

Así que mi balance de este año es totalmente positivo, aunque debería ser más estrica conmigo misma y más constante pero vengo así de serie, jajaja; estoy muy contenta con la gente que he ido conociendo gracias a este mundillo y muy agradecida a todos los que visitáis el blog y seguís la página de facebook porque evidentemente sin nadie al otro lado… imposible! Muchas gracias a todos los devoradores por estar por ahí, y vamos a por otro añito!! Ah! y gracias en especial, porque sin ella sí que no estaba aquí, eso seguro, a mi amiga Jéssica, periodista, bloguer, coach, mamá… superwoman, vamos, porque un día le mandé un mensajito coméntandole que tenía en mente que tal vez podría abrir un blog, y creo que fue en menos de una semana que nació Devórame, asi que Jéssica, “moltes gràcies perla”!!

Bizcocho de calabaza / Pumpkin cake

Ahora, sí, ahora viene lo bueno de verdad… Ya lo habéis visto, anda que no estoy pesadita con el bizcocho de calabaza en la página, pero es que no pensaba que iba a quedar tan rico, jugoso, con un sabor potente, un aroma que llena la casa desde la media hora de cocción… mmmm! Enamoraica estoy, y eso que sólo probé un minitrocito….

Os cuento, no es mucho más que un bizcocho de yogur reconstruido, jajajajaja!! Me compré bolsitas de té hace un par de semanas, té chai con especias (cardamomo, jengibre, canela ….), está delicioso, y mientras lo tomaba pensaba en un bizcocho, y como tenía dos hermosas calabazas, me puse a pensar un poco más y esta es la receta que salió de tan gran meditación, jaja!

Bizcocho de calabaza / Pumpkin pie

BIZCOCHO DE CALABAZA, TÉ CHAI, ESPECIAS Y CIRUELAS PASAS

Ingredientes

200 gr de calabaza ya horneada

200 ml + 50 ml de leche (sustituibles perfectamente por leches y nata vegetales)

3 bolsitas de té chai con especias (no es imprescindible, pero quise probar)

300 gr de azúcar moreno

150 ml de aceite de girasol

450 gr de harina integral

1 y 1/2 cucharadita de levadura

1/2 cucharadita de bicarbonato

1 cucharadita (o menos) de jengibre

1 cucharadita de canela

2 cucharadas de miel

50 gr de ciruelas pasas troceadas y después enharinadas

Preparación 

Precalentar el horno entre 160ºC-170ºC con la función del ventilador, (lo hice así porque al horno esta semana le ha dado por decir que solo trabaja con ventilador), pero lo podéis hornear a 180ºC sólo abajo durante casi una hora.

En primer lugar ponemos a hervir la leche con la nata e infusionamos las bolsitas de té. Las dejamos dentro y cubierto hasta que enfríen. Después de haber hervido la nata habrá reducido con lo que nos queda unos 150 gr de nata, de ahí las proporciones de azúcar, aceite y harina (ya sabéis, doble, la misma cantidad y triple, respectivamente, según el bizcocho de yogur).

Cuando ya esté fría la nata retiramos las bolsitas de té y la colamos. Mezclamos esta nata con el azúcar y la calabaza asada y hecha puré, no es necesario batidora yo lo hice con un tenedor y también este primer paso de mezcla.

A continuación añadimos el aceite y mezclamos bien; después la miel y volvemos a mezclar. Por último, incorporamos la harina, levadura y bicarbonato tamizados. También las especias. Mezclamos bien para que se integren perfectamente todos los ingredientes. Para finalizar, las ciruelas troceadas y enharinadas, en dos tandas, para que llegue bien los trocitos a toda la masa.

En un molde de bizcocho alargado engrasado con aceite o mantequilla, vertemos la masa y la repartimos bien por el molde. Espolvorear con un poco de azúcar panela o azúcar moreno.

Horneamos a 160ºC, con ventilador, durante una hora y cuarto aproximadamente, ya sabéis un pinchacito nos revelará el punto de cocción.

Bizcocho de calabaza / Pumpkin pie

Ya lo véis, sencillo, jugoso, perfecto para un té o un buen chocolate a la taza… Llega el otoño!!
Y hasta aquí por hoy, espero que os haya gustado y vuelvo a daros las gracias por las visitas durante este año, espero que estemos juntos al menos otro añito más!! ah, y que este año devorador que empieza hoy os animéis más a dejar comentarios, que gusta mucho!! ;)

Besazos!!

montse

Mermelada de naranja

Vivir en la tierra que da las mejores naranjas del mundo y no preparar la mermelada de naranja en casa sería algo así como delito o pecado o algo impensable, al menos para mí.

No voy a decir que esta receta es deliciosa para todos porque el sabor de la mermelada de naranja es muy especial y no gusta a todo el mundo, a mí personalmente hasta hace unos años no me gustaba en absoluto, esos años son los que hace que hago la mermelada en casa y ahora: menudo vicio, aunque no la como mucho (más de lo que debería y menos de lo que me gustaría) me gusta tenerla siempre porque hay temporaditas que todo me apetece con ese toque amargo y dulce a la vez tan maravilloso.

Mermelada de naranja

 

 

La receta es de lo más sencilla y con esta cantidad da para tres botes medianos o unos cuantos pequeñitos. Yo siempre preparo alguno chiquito de más para endulzarle la vida al primero que pase con un miniregalito.

Mermelada de naranja

Ingredientes

4 naranjas

1 limón

600gr azúcar

250gr agua

+agua para las cortezas

(esta vez le he añadido al final una cucharadita de jengibre y media de canela, por eso de ir dándole un toque diferente cada vez y porque la mermelada de naranja con jengibre me pirraaaa!!!)

Preparación

En primer lugar pelamos dos naranjas, dejando la piel bien fina y evitando la mayor cantidad de parte blanca de la piel posible. Cortamos tiras finitas y las ponemos en un cazo con agua a hervir durante unos 10-15 minutos. Colar y reservar.

Pelamos el resto de las naranjas, eliminando la parte blanca y las troceamos. Hacemos lo mismo con el limón, ¡ojo con las pepitas!

Lo ponemos todo en una cazuela, añadimos el azúcar, el agua y la piel cortada y hervida. Lo llevamos a ebullición y dejamos a fuego medio durante media hora. Pasado este tiempo, tapamos y dejamos reposar más de doce horas.

Pasadas las doce horas, volvemos a calentar la mermelada y la dejamos hervir a fuego bajo quince minutos. Si queréis añadirle alguna especia como el jengibre, la canela, clavo… podéis hacerlo en este momento, para que emulsione bien durante este cuarto de hora.

Meter la mermelada en los tarros aún caliente y volverlos del revés sobre un paño húmedo. Dejarlos así hasta que la mermelada enfríe completamente.

Y ya tenemos lista nuestra preciada mermelada, oro anaranjado maravilloso, perfecto para combinar con masas quebradas dulces, unas tostadas caseras con mantequilla, pastelillos con crema pastelera y este toque diferente… lo dejo que me emociono solo de pensarlo.

 

Mermelada de naranja

 

 

Aprovechad este tiempo que es el mejor para las naranjas navel y si tenéis la suerte de encontrarlas del huerto a casa o ecológicas ya ni os cuento.

Muchas gracias por leer y seguir el blog, cada visita es una sonrisa y ya vamos casi por 2000 así que me duelen las mandíbulas!!!

Besoooos!!!