Mermelada de fresa

¡Holas! Aquí estoy de nuevo, esta vez con una receta cortita, cortita… no asustarse nadie, ¡jeje!

Es evidente que no descubro nada a nadie, pero vamos con esta y con cualquier otra de las recetas, pero es que me encanta preparar mermelada en casa, ¿qué le voy a hacer? y tal vez cae por acá alguien que nunca lo intentó, como me pasó a mi hace años buscando recetas, así que os dejo mi receta para la mermelada de fresas, aprovechando que las tenemos en lo mejor de la temporada, dulces, maduritas y bien rojas.

Ingredientes:

1kg de fresas

1/2 kg de azúcar

jugo de 1 limón

*la podéis aromatizar con vaina de vainilla, darle un toque diferente con un poco de jengibre o canela… cada cual que experimente, yo siempre suelo hacerla sencilla, sin más aromas.

El proceso es bien sencillo:

Lavar las fresas, quitar las hojas y trocearlas. Las vamos colocando en una cazuela con los bordes bastante altos y por capas, es decir, una de fresas, una de azúcar y así hasta terminarlas. Las rociamos con el zumo de limón y las dejamos macerar no menos de dos horas.

Cuando ha pasado este tiempo ponemos la cazuela y llevamos a ebullición, ¡cuidadín! sube un montón de repente; bajamos el fuego y las dejamos durante 1 hora y media o dos… iréis viendo el espesor de la mermelada.

Mientras hago la mermelada suelo tener un plato en la nevera, y al cabo del tiempo previsto de cocción pongo una gotita o dos sobre la superficie fría del plato, en cuanto veamos que cuaja enseguida tenemos la mermelada lista, a veces corremos el riesgo de dejarla demasiado y que espese mucho.

Las metemos en los botes en cuanto apaguemos el fuego. Cerramos bien y con cuidado, porque el bote estará calentito, calentito…

 

Delicioso desayuno

Delicioso desayuno

Y ya está, qué rapidito ha sido esto hoy. Claro está la mermelada la podéis usar para un montón de cosas: con el yogur, tostaditas, sobre queso camembert o de cabra, para rellenar tartas… oooh!!

Y hasta aquí, ¡prontito más!

Anuncios

PASTEL DE CHOCOLATE, NATA y fresas

Pastel de chocolate, nata y fresa o tarta especial para mi papi, que se merece esto y muchísimo más!! Solo por aguantarme ya tiene barra libre de dulces para toda la vida y todo lo que quedaré debiendo… jejeje!

En fin, este es el pastelillo que preparé para celebrar uno de sus días (contamos también su cumple, su santo y su porque sí!). La verdad es que no es muy complicado complacerle porque tiene un saque que no veas y encima es que todo le va bien, bueno él dice que todo no pero sí todo lo que prepara su hija, jeje!!

Pastel chocolate y nata

Total, que me decidí por preparar este maravilloso bizcocho vegano, que es jugoso, sabrosísimo y cuya receta encontré el otro día mientras me dedicaba a organizar (léase tirar) papelajos que tenía acumulados yo creo que desde otra vida, buff, casi me toca coger un carretillo para bajarme al contenedor del papel, jeje! pero lo bueno de pasar tooooda una tarde liberándome de papeles es que encontré en una libreta vieja esta receta, al principio pensé que estaba incompleta porque estaba todo copiado como a mitad… pero no!! De incompleta nada, está completa, perfecta y encima deliciosa; lo mismo podemos usarlo para tener un sencillo bizcocho de desayuno o para rellenarlo y convertirlo en una tarta espectacular. Desde que lo encontré lo he preparado dos veces, una relleno de crema pastelera y cubierto de ganache de chocolate y el que os presento hoy con nata y nata de chocolate y almibar de fresas, para quitarnos las penas de un año por lo menos…

Pastel chocolate y nata

Allá voy, empiezo con las recetitas para conseguir esta deliciosa tarta, porque son unas cuantas, ¡jeje!

Bizcocho vegano de chocolate

3 tazas de harina

2 tazas de azúcar moreno

6 cucharadas de cacao

2 cucharaditas de bicarbonato

1 cucharadita de sal

9 cucharadas de aceite de girasol

2 cucharadas de vinagre

1 cucharadita de esencia de vainilla

2 tazas de agua fría

Preparación:

Precalentamos el horno a 210ºC. Al hornear el calor solo abajo, para que no se nos queme la parte de arriba y se haga poquito a poco.

Mezclamos primero los ingredientes secos (harina, azúcar, bicarbonato, sal, cacao), reservamos y mezclamos el resto de los ingredientes, es decir, los húmedos(aceite, vinagre, agua, vainilla). Unimos todos los ingredientes y batimos bien, a mano, no es necesario batir con las varillas. Lo vertemos en un molde de unos 22 – 24cm de diámetro.

Horneamos durante 1hora y 15 minutos a 210º, pincharlo antes de sacarlo por si acaso y si no está listo dejarlo unos diez minutillos más, podéis dejarlo 5 minutos en el horno una vez apagado. Veréis que es un bizcocho muuuy jugoso y como habéis leído es superfácil de preparar.

Bizocho vegano de chocolate

Almíbar de fresas

100 ml de agua

100 gr de azúcar

10-12 fresas maduritas y bien sabrosas

Lo ponemos todo al fuego, las fresas troceadas, y dejamos hervir a fuego bajo unos 5-8 minutos. Lo pasamos todo por la batidora y reservamos hasta que enfríe. Lo utilizaremos para mojar el bizcocho, aunque como os digo es muy jugoso y no es necesario, pero es que le da un toquecillo de sabor tan rico…

Relleno y cobertura

La tarta está rellena y cubierta de nata, el relleno normal y la cobertura hecha de nata de chocolate (extremadamente deliciosa).

Para la nata:

600 ml de nata para montar

1 vaina de vainilla

2 cucharadas de azúcar glace

En un bol verter la nata, que tiene que estar bien fría, y añadir los granos extraídos de la vaina de vainilla. Batir. Cuando tenemos la nata montada casi del todo añadimos el azúcar. Atención a parar de batir a tiempo porque se nos puede cortar. Preparar la nata el momento justo de rellenar la tarta.

Cobertura, nata de chocolate:

Esta nata tenemos que prepararla desde el día anterior a su utilización.

100 gr de chocolate de postres

50 gr de azúcar blanco

500 ml de nata para montar

Trocear el chocolate y mezclar con el azúcar.

Verter la nata en un cazo y llevar a ebullición, añadir el chocolate y el azúcar y remover con las varillas. Cuando esté todo disuelto dejar enfríar y meter en frigorífico al menos 8 horas. Batir como nata normal, monta muy rápido y es deliciosa, cremosa y esponjosa… Soy fan total, jaja.

Pastel chocolate y nata

Montar la tarta

Muy sencillo. Partimos el bizcocho en tres partes y cada cual la vamos a cubrir con el almíbar, dejándolo unos minutos para que penetre bien en el bizcocho, porque hay que tener en cuenta que es un almíbar bastante denso al tener las fresas. Cubrimos con una buena capa de nata en blanco y repetimos la operación con la segunda capa de bizcocho. Para terminar, cubrimos con el último disco de bizcocho y lo empapamos también de almíbar.
Una vez tuve esto listo, lo deje asi, cubierto en la nevera durante toda la noche. Monté la nata chocolateada y lo cubrí y le hice la sencilla decoración el mismo día que nos lo íbamos a zampar.

Pastel chocolate y nata

Mi sobrino más pequeño, que tiene 5 años, se comió dos pedazos de tarta, uno detrás de otro, como si no hubiera mañana y como sino hubiera comido en todo el mes, ¡jajaja! pero lo entiendo, porque la tarta es tan cremosa, suave y delicada… en verdad, es purita envidia de no poder comerme yo también uno o dos o tres trozos, jejeje…

Pastel chocolate y nata

Pues bien, devoradores, hasta aquí os he dado la paliza con la tartita… de verdad, probarla porque es increíble… ya no se me ocurren más adjetivos para describirla, espero que os haya gustado!

Hasta la próxima, espero (lo intentaré) que no pase tanto tiempo como esta última vez,

¡abrazote!

M’HANNCHA o pastel serpiente marroquí

¿Dos recetas en una semana? algo pasa… pero es que veréis que en esta tengo poco que escribir, aunque mucho que decir…

Los que seguís el facebook habréis visto que esta semana pasada he estado un poco obsesionada con Jamie Oliver, la obsesión continúa, os lo aseguro… El primer programa suyo que vi fue el que se desarrolla en Marrakech, abajo os dejo el link; en el programa nos muestra la vida de los lugares que visita utilizando la comida como medio de inmersión en el país, diferentes platos típicos, cocinados al aire libre, con ingredientes y formas de cocinar bien sencillas y, mira, que me gusta este hombre, ¿qué le vamos a hacer? En cuanto vi esta receta supe que la probaría pronto, al final ha sido prontísimo, no me he podido resistir a prepararla este fin de semana como postre, mmmm, ¡¡bestialmente buena!!

Un regalo para la vista, el oído, el gusto, el olfato, el tacto... ¡al completo!

Un regalo para la vista, el oído, el gusto, el olfato, el tacto… ¡al completo!

La pasta filo fina y crujiente, incluso el día después

La pasta filo fina y crujiente, incluso el día después

Os copio los ingredientes pero el modo de prepararla os lo dejo para visionar en el video, os recomiendo, si no lo habéis visto, ver el programa entero, se pasa volando y nos muestra unos platos deliciosos.

Snakey Cake by Jamie Oliver

Ingredientes para la frangipane:

375gr de mantequilla

375gr de azúcar glace

3 huevos

375gr de almendras

1cucharada de harina

ralladura de un limón y una naranja

pistachos machacados

3 cucharadas de agua de rosas (yo no tenía, y por pereza no fuí a buscar y le puse agua de azahar, estaba delicioso, pero la próxima la hago con agua de rosas)

petalos secos

Para el exterior:

10 láminas de pasta filo

Ingredientes para la crema de dátiles:

200gr de dátiles

2 tazas de zumo de naranja recién exprimido

La elaboración es muy sencilla, batir a velocidad fuerte con la batidora hasta conseguir una masa gruesa y densa que por cierto está riquísima (y eso que no me gustan nada los dátiles).

La crema frangipane queda jugosa y muy sabrosa. Y la salsa de dátiles... mmm!

La crema frangipane queda jugosa y muy sabrosa. Y la salsa de dátiles… mmm!

Unas cuantas cosas a tener en cuenta: necesitamos una zona de trabajo bien grande, (no me veas a mi enrollando la serpiente en la mesa de comedor a plazos, que se me escapa por un lado, la pillo por el otro… casi desisto, menos mal que no lo hice). Yo mezcle todo a mano excepto la mantequilla, que por pereza la puse en la KA hasta que ablandó bastante como para no tener que hacer mucha fuerza, jeje… No dudéis en humedecer un poco la pasta filo, porque se seca enseguida y se hace más complicado manejarla, se quiebra y te puede poner bastante de los nervios y creo que poco más que añadir, os dejo el enlace del vídeo y a disfrutar del chico, ¡ay! Por si alguien no quiere ver el vídeo completo, la receta del M’hanncha empieza en el minuto 18.

Espero que os haya gustado, seguro que me dejo algo en el tintero…  ¡¡Muchas gracias por la visita!!

TARTE CROUSTIFONDANTE MOUSSE à l’ORANGE vs CHOCOLATE

No me puedo creer que por fin haya encontrado un momento con unas ganas más o menos para escribir esta receta. Las últimas dos semanitas han sido de miedo, largas e intensas, pero por fin creo que recupero un poco la normalidad y espero ponerme al día con todas las recetillas que tengo por ahí pendientes para enseñaros.

Empiezo por el principio, como debe ser, ¿no? y como veis os traigo esta maravilla de tartita. Parece poca cosa pero os aseguro que os quedaréis con la boca abierta, bueno, bien cerrada para saborearla en todo su esplendor. Desde la masa al ganache cremoso pasando por la mousse es una auténtica delicia, y como suele pasar con estas cosas salió gracias a una ausencia de ciertos ingredientes; os digo desde ya que tengo pocas fotos y malas, así que no hagáis mucho caso a la vista, por si acaso… )

Lo primero que quiero hacer antes de empezar a daros la receta es darle las gracias a Pan y Azúcar por dejarme la receta de la crema de naranja, aunque luego hice un poco lo que pude con lo que tenía en casa tengo que probar la crema porque debe ser estupenda, si tengo en cuenta como quedo la mousse.

Pues bien, empiezo con la retaíla de recetas para completar esta Tarta de mousse de naranja y chocolate.

Con el ganache recién extendido

Con el ganache recién extendido

Para la masa os remito a la Tarte croustifondante donde está explicado el procedimiento para esta masa quebrada.

Crema de naranja, os dejo entre paréntesis los cambios que tuve que hacer.

Ingredientes:

Zumo de dos naranjas (no las escogí demasiado grandes)

Zumo de 1/2 limón

ralladura de naranja y limón

45 gr de mantequilla (30 gr para mi receta)

22 gr de maizena

145 azúcar (120 gr de azúcar)

3 huevos (solo tenía dos)

El procedimiento para realizarla es muy sencillo; lo ponemos todo en un bol al baño María y vamos removiendo hasta conseguir la crema. La mía quedo más líquida de lo habitual aunque tenía una buena consistencia. Aproveche un par de claras (60 gr) que tenía de una crema pastelera y las monté a punto de nieve y luego las mezcle con la crema, ya enfriada, con movimientos envolventes para no perder la consistencia de las claras.

Con la masa ya fría, verter la mousse de naranja sobre ella y meter en la nevera para que enfríe. Mínimo un hora antes de ponerle el ganache.

Tarte mousse naranja

Ganache cremoso de chocolate blanco y negro

Este ganache no os quedará como los que usamos habitualmente para decorar tartas o rellenar, queda cremoso y muy suave. No quería una cobertura demasiado consistente para esta tarta, así que pense que variando un poco las cantidades tal vez saldría algo bueno, ¡salió!

Ingredientes:

100 gr de chocolate blanco

100 gr de chocolate postres

200 ml de nata

En un bol troceamos el chocolate blanco y el negro, reservar. En una cazuela calentamos hasta llevar a ebullición la nata y en este punto vertemos sobre el chocolate y tapamos el bol durante 3 o 4 minutos, pasado este tiempo removemos hasta conseguir la crema. Dejamos enfríar antes de verter sobre la tarta, no demasiado que esté manjejable para poder extenderlo sin problemas sobre la mousse. Volvemos a meter al frío hasta el momento de degustar la tarta. Podéis sacarla de la nevera un poco antes de comerla, para que la masa esté a temperatura menos fría y apreciarla así mejor.

Y por último os dejo la fotito que puse en fb, justo mientras me estaba zampando a nuestra prota de hoy… lo que yo os diga, pocas fotos le hice, es que no tenía esperanzas de que tuviera buen resultado, ¡jeje!

De postre, en el desayuno, al final del día... perfecta en cualquier momento!!

De postre, en el desayuno, al final del día… perfecta en cualquier momento!!

Si os gusta la pareja que hacen naranja y chocolate os aconsejo probar esta tartita, supersencilla y con un resultado sorprendente, espero que se entienda algo de la explicación porque la receta está como yo últimamente, un poco desordenada, jeje!

Muchas gracias por pasaros por aquí, y a sus hornos!!!